Fisterra

    Diagnóstico diferencial entre vértigo periférico y central

    ¿De qué hablamos?


    El mareo es un término inespecífico usado frecuentemente para describir una serie de síntomas que incluyen: vértigo, desequilibrio, presíncope o mareos inespecíficos; siendo necesario una anamnesis adecuada para diferenciarlos (Karatas M, 2011; Dommaraju S, 2016; Douglas SA, 2018).

    Los mareos, incluido el vértigo, en estudios amplios poblacionales, afectan aproximadamente a entre el 15% y más del 20% de los adultos al año (Neuhauser HK, 2016), siendo uno de los motivos más frecuentes de consulta al médico (Karatas M, 2011; Della-Morte D, 2012).

    Vértigo

    Es una ilusión del movimiento, habitualmente rotatorio, del paciente o del entorno en ausencia de cualquier movimiento físico real. Puede afectar negativamente la calidad de vida del paciente, su autonomía, el empleo y la conducción. Incrementa el riesgo de caídas y la probabilidad de ansiedad, pánico o fobia social (Douglas SA, 2018). Constituye aproximadamente el 54% de los casos de mareos (Cranfield S, 2010). Alrededor del 1% de los adultos demandan en el plazo de un año asistencia médica por debut de vértigo (Neuhauser HK, 2016).

    El vértigo puede presentarse como parte de un síndrome vestibular agudo, definido como vértigo de inicio agudo, intolerancia a los movimientos de la cabeza, mareos continuos de 24 horas a varias semanas de duración. Puede acompañarse de nistagmo espontáneo o evocado por la mirada, inestabilidad de la marcha, náuseas y, con menos frecuencia, vómitos (Venhovens J, 2016).

    Casi el 20% de los accidentes cerebrovasculares isquémicos cerebrales se producen en la circulación posterior. Se estima que el 20% de estos pacientes presentan vértigo aislado. Aproximadamente de un sexto a un tercio de ellos son diagnosticados erróneamente como de origen vestibular periférico (Tarnutzer AA, 2017). Como resultado, a estos pacientes con accidente cerebrovascular no atendidos no se les ofrece precozmente el tratamiento profiláctico o terapéutico, aumentando la morbilidad y mortalidad (Newman-Toker DE, 2016; Venhovens J, 2016).

    Presíncope

    Sensación de desfallecimiento o pérdida inminente de la conciencia. La recuperación suele ser rápida, acompañándose de cortejo neurovegetativo. El presíncope difiere con el síncope en que no hay pérdida verdadera de la conciencia (Douglas SA, 2018).

    Desequilibrio

    Sensación de perder el propio equilibrio sin percibir movimiento ilusorio o pérdida inminente de la conciencia. Los pacientes no suelen referir problemas al sentarse o acostarse, sino que perciben inestabilidad en bipedestación y sobre todo durante la marcha. La causa puede ser vestibular central o síndrome vestibular bilateral periférico (Branch WT, 2014).

    Mareos inespecíficos

    El paciente lo relata como sensación de caer, cabeza hueca, embotamiento, atolondramiento. Suelen estar asociados a enfermedad extravestibular. Las alteraciones psíquicas son una de las principales causas. Está frecuentemente relacionado con la hiperventilación (Branch WT, 2014).

    ¿Cuáles son sus causas?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo evaluarlo?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo manejarlo?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cuándo derivar un vértigo?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Bibliografía

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Más en la red

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Autores

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Conflicto de intereses
    Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.

    Diagnóstico diferencial entre vértigo periférico y central

    Fecha de revisión: 06/09/2018
    • Guía
    Índice de contenidos

    ¿De qué hablamos?


    El mareo es un término inespecífico usado frecuentemente para describir una serie de síntomas que incluyen: vértigo, desequilibrio, presíncope o mareos inespecíficos; siendo necesario una anamnesis adecuada para diferenciarlos (Karatas M, 2011; Dommaraju S, 2016; Douglas SA, 2018).

    Los mareos, incluido el vértigo, en estudios amplios poblacionales, afectan aproximadamente a entre el 15% y más del 20% de los adultos al año (Neuhauser HK, 2016), siendo uno de los motivos más frecuentes de consulta al médico (Karatas M, 2011; Della-Morte D, 2012).

    Vértigo

    Es una ilusión del movimiento, habitualmente rotatorio, del paciente o del entorno en ausencia de cualquier movimiento físico real. Puede afectar negativamente la calidad de vida del paciente, su autonomía, el empleo y la conducción. Incrementa el riesgo de caídas y la probabilidad de ansiedad, pánico o fobia social (Douglas SA, 2018). Constituye aproximadamente el 54% de los casos de mareos (Cranfield S, 2010). Alrededor del 1% de los adultos demandan en el plazo de un año asistencia médica por debut de vértigo (Neuhauser HK, 2016).

    El vértigo puede presentarse como parte de un síndrome vestibular agudo, definido como vértigo de inicio agudo, intolerancia a los movimientos de la cabeza, mareos continuos de 24 horas a varias semanas de duración. Puede acompañarse de nistagmo espontáneo o evocado por la mirada, inestabilidad de la marcha, náuseas y, con menos frecuencia, vómitos (Venhovens J, 2016).

    Casi el 20% de los accidentes cerebrovasculares isquémicos cerebrales se producen en la circulación posterior. Se estima que el 20% de estos pacientes presentan vértigo aislado. Aproximadamente de un sexto a un tercio de ellos son diagnosticados erróneamente como de origen vestibular periférico (Tarnutzer AA, 2017). Como resultado, a estos pacientes con accidente cerebrovascular no atendidos no se les ofrece precozmente el tratamiento profiláctico o terapéutico, aumentando la morbilidad y mortalidad (Newman-Toker DE, 2016; Venhovens J, 2016).

    Presíncope

    Sensación de desfallecimiento o pérdida inminente de la conciencia. La recuperación suele ser rápida, acompañándose de cortejo neurovegetativo. El presíncope difiere con el síncope en que no hay pérdida verdadera de la conciencia (Douglas SA, 2018).

    Desequilibrio

    Sensación de perder el propio equilibrio sin percibir movimiento ilusorio o pérdida inminente de la conciencia. Los pacientes no suelen referir problemas al sentarse o acostarse, sino que perciben inestabilidad en bipedestación y sobre todo durante la marcha. La causa puede ser vestibular central o síndrome vestibular bilateral periférico (Branch WT, 2014).

    Mareos inespecíficos

    El paciente lo relata como sensación de caer, cabeza hueca, embotamiento, atolondramiento. Suelen estar asociados a enfermedad extravestibular. Las alteraciones psíquicas son una de las principales causas. Está frecuentemente relacionado con la hiperventilación (Branch WT, 2014).

    ¿Cuáles son sus causas?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo evaluarlo?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo manejarlo?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cuándo derivar un vértigo?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Bibliografía

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Más en la red

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Autores

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Conflicto de intereses
    Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.

    Diagnóstico diferencial entre vértigo periférico y central

    Fecha de revisión: 06/09/2018

    ¿De qué hablamos?


    El mareo es un término inespecífico usado frecuentemente para describir una serie de síntomas que incluyen: vértigo, desequilibrio, presíncope o mareos inespecíficos; siendo necesario una anamnesis adecuada para diferenciarlos (Karatas M, 2011; Dommaraju S, 2016; Douglas SA, 2018).

    Los mareos, incluido el vértigo, en estudios amplios poblacionales, afectan aproximadamente a entre el 15% y más del 20% de los adultos al año (Neuhauser HK, 2016), siendo uno de los motivos más frecuentes de consulta al médico (Karatas M, 2011; Della-Morte D, 2012).

    Vértigo

    Es una ilusión del movimiento, habitualmente rotatorio, del paciente o del entorno en ausencia de cualquier movimiento físico real. Puede afectar negativamente la calidad de vida del paciente, su autonomía, el empleo y la conducción. Incrementa el riesgo de caídas y la probabilidad de ansiedad, pánico o fobia social (Douglas SA, 2018). Constituye aproximadamente el 54% de los casos de mareos (Cranfield S, 2010). Alrededor del 1% de los adultos demandan en el plazo de un año asistencia médica por debut de vértigo (Neuhauser HK, 2016).

    El vértigo puede presentarse como parte de un síndrome vestibular agudo, definido como vértigo de inicio agudo, intolerancia a los movimientos de la cabeza, mareos continuos de 24 horas a varias semanas de duración. Puede acompañarse de nistagmo espontáneo o evocado por la mirada, inestabilidad de la marcha, náuseas y, con menos frecuencia, vómitos (Venhovens J, 2016).

    Casi el 20% de los accidentes cerebrovasculares isquémicos cerebrales se producen en la circulación posterior. Se estima que el 20% de estos pacientes presentan vértigo aislado. Aproximadamente de un sexto a un tercio de ellos son diagnosticados erróneamente como de origen vestibular periférico (Tarnutzer AA, 2017). Como resultado, a estos pacientes con accidente cerebrovascular no atendidos no se les ofrece precozmente el tratamiento profiláctico o terapéutico, aumentando la morbilidad y mortalidad (Newman-Toker DE, 2016; Venhovens J, 2016).

    Presíncope

    Sensación de desfallecimiento o pérdida inminente de la conciencia. La recuperación suele ser rápida, acompañándose de cortejo neurovegetativo. El presíncope difiere con el síncope en que no hay pérdida verdadera de la conciencia (Douglas SA, 2018).

    Desequilibrio

    Sensación de perder el propio equilibrio sin percibir movimiento ilusorio o pérdida inminente de la conciencia. Los pacientes no suelen referir problemas al sentarse o acostarse, sino que perciben inestabilidad en bipedestación y sobre todo durante la marcha. La causa puede ser vestibular central o síndrome vestibular bilateral periférico (Branch WT, 2014).

    Mareos inespecíficos

    El paciente lo relata como sensación de caer, cabeza hueca, embotamiento, atolondramiento. Suelen estar asociados a enfermedad extravestibular. Las alteraciones psíquicas son una de las principales causas. Está frecuentemente relacionado con la hiperventilación (Branch WT, 2014).

    ¿Cuáles son sus causas?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo evaluarlo?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo manejarlo?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cuándo derivar un vértigo?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Bibliografía

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Más en la red

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Autores

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Conflicto de intereses
    Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.
    © Descargado el 02/10/2022 7:28:45 Para uso personal exclusivamente. No se permiten otros usos sin autorización. Copyright © . Elsevier Inc. Todos los derechos reservados.

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Estas son sus opciones

    ¿Necesita ayuda o más información? Llame al 932 415 960

    ¿Ya está registrado?

    Inicie sesión con su cuenta personal