Fisterra

    Patologías estructurales del esófago: membranas y anillos esofágicos

    ¿De qué hablamos?


    Se trata de estructuras anormales que aparecen en la pared esofágica obstruyendo parcialmente la luz y dificultando el paso del bolo alimenticio. Su manifestación clínica principal es la disfagia.

    Se clasifican en membranas esofágicas, anillos esofágicos, divertículos y rotura esofágica (síndrome de Boerhaave si es espontánea).

    Las membranas esofágicas son pliegues mucosos de 2-3 mm, excéntricos, flexibles y móviles, que crecen en el interior del revestimiento esofágico y están cubiertos por epitelio escamoso. Son más frecuentes en la pared anterior del esófago proximal, en el área postcricoidea. Aparecen en un 5-15% de pacientes a los que se realiza un estudio radiológico con bario por disfagia (Kahrilas PJ, 2008).

    Se pueden asociar a enfermedades cutáneas ampollosas o inmunológicas: pénfigo vulgar, penfigoide bulloso, epidermólisis bullosa, síndrome de Steven-Johnson y enfermedad de injerto contra huésped (Pérez-Cuadrado E, 2012).

    La agrupación de membrana esofágica con anemia, glositis y coiloniquia se denomina síndrome de Plummer-Vinson o Patterson Kelly. Es una rara entidad más frecuente en mujeres y que predispone al carcinoma escamoso faríngeo y esofágico (Gottfried N, 2006).

    Los anillos son estructuras anulares concéntricas, que además de mucosa, pueden contener submucosa y músculo y aunque se pueden localizar a cualquier nivel del esófago son más frecuentes en el esófago distal. Afectan a ambos sexos por igual y suelen presentarse a partir de los 40 años (Müller M, 2011).

    ¿Cómo se clasifican?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se manifiestan?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se diagnostican?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se tratan?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Bibliografía

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Más en la red

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Autores

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Conflicto de intereses
    No disponible.

    Patologías estructurales del esófago: membranas y anillos esofágicos

    Fecha de revisión: 27/12/2016
    • Guía
    Índice de contenidos

    ¿De qué hablamos?


    Se trata de estructuras anormales que aparecen en la pared esofágica obstruyendo parcialmente la luz y dificultando el paso del bolo alimenticio. Su manifestación clínica principal es la disfagia.

    Se clasifican en membranas esofágicas, anillos esofágicos, divertículos y rotura esofágica (síndrome de Boerhaave si es espontánea).

    Las membranas esofágicas son pliegues mucosos de 2-3 mm, excéntricos, flexibles y móviles, que crecen en el interior del revestimiento esofágico y están cubiertos por epitelio escamoso. Son más frecuentes en la pared anterior del esófago proximal, en el área postcricoidea. Aparecen en un 5-15% de pacientes a los que se realiza un estudio radiológico con bario por disfagia (Kahrilas PJ, 2008).

    Se pueden asociar a enfermedades cutáneas ampollosas o inmunológicas: pénfigo vulgar, penfigoide bulloso, epidermólisis bullosa, síndrome de Steven-Johnson y enfermedad de injerto contra huésped (Pérez-Cuadrado E, 2012).

    La agrupación de membrana esofágica con anemia, glositis y coiloniquia se denomina síndrome de Plummer-Vinson o Patterson Kelly. Es una rara entidad más frecuente en mujeres y que predispone al carcinoma escamoso faríngeo y esofágico (Gottfried N, 2006).

    Los anillos son estructuras anulares concéntricas, que además de mucosa, pueden contener submucosa y músculo y aunque se pueden localizar a cualquier nivel del esófago son más frecuentes en el esófago distal. Afectan a ambos sexos por igual y suelen presentarse a partir de los 40 años (Müller M, 2011).

    ¿Cómo se clasifican?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se manifiestan?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se diagnostican?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se tratan?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Bibliografía

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Más en la red

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Autores

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Conflicto de intereses
    No disponible.

    Patologías estructurales del esófago: membranas y anillos esofágicos

    Fecha de revisión: 27/12/2016

    ¿De qué hablamos?


    Se trata de estructuras anormales que aparecen en la pared esofágica obstruyendo parcialmente la luz y dificultando el paso del bolo alimenticio. Su manifestación clínica principal es la disfagia.

    Se clasifican en membranas esofágicas, anillos esofágicos, divertículos y rotura esofágica (síndrome de Boerhaave si es espontánea).

    Las membranas esofágicas son pliegues mucosos de 2-3 mm, excéntricos, flexibles y móviles, que crecen en el interior del revestimiento esofágico y están cubiertos por epitelio escamoso. Son más frecuentes en la pared anterior del esófago proximal, en el área postcricoidea. Aparecen en un 5-15% de pacientes a los que se realiza un estudio radiológico con bario por disfagia (Kahrilas PJ, 2008).

    Se pueden asociar a enfermedades cutáneas ampollosas o inmunológicas: pénfigo vulgar, penfigoide bulloso, epidermólisis bullosa, síndrome de Steven-Johnson y enfermedad de injerto contra huésped (Pérez-Cuadrado E, 2012).

    La agrupación de membrana esofágica con anemia, glositis y coiloniquia se denomina síndrome de Plummer-Vinson o Patterson Kelly. Es una rara entidad más frecuente en mujeres y que predispone al carcinoma escamoso faríngeo y esofágico (Gottfried N, 2006).

    Los anillos son estructuras anulares concéntricas, que además de mucosa, pueden contener submucosa y músculo y aunque se pueden localizar a cualquier nivel del esófago son más frecuentes en el esófago distal. Afectan a ambos sexos por igual y suelen presentarse a partir de los 40 años (Müller M, 2011).

    ¿Cómo se clasifican?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se manifiestan?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se diagnostican?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se tratan?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Bibliografía

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Más en la red

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Autores

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Conflicto de intereses
    No disponible.
    © Descargado el 03/10/2022 15:08:23 Para uso personal exclusivamente. No se permiten otros usos sin autorización. Copyright © . Elsevier Inc. Todos los derechos reservados.

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Estas son sus opciones

    ¿Necesita ayuda o más información? Llame al 932 415 960

    ¿Ya está registrado?

    Inicie sesión con su cuenta personal