Fisterra

    Escabiosis

    ¿De qué hablamos?


    La sarna o escabiosis, es una infestación cutánea causada por el artrópodo Sarcoptes scabiei, variedad hominis. En 2017 fue reconocida por la Organización Mundial de la Salud como una enfermedad de importancia pública y, en consecuencia, se agregó a la lista de enfermedades tropicales desatendidas. Los individuos infectados requieren identificación y tratamiento inmediato porque un diagnóstico erróneo puede provocar brotes, morbilidad y una mayor carga económica (Ibekwe PU, 2020; Gilson RL, 2021; Welch E, 2021).

    La sarna se presenta en todo el mundo y es una afección cutánea común. Aunque su prevalencia es incierta, esta oscila entre 0,2% y 71,4%, siendo superior al 10% en todas la regiones salvo en Europa y Oriente Medio. En general, la prevalencia de sarna fue más alta en las regiones del Pacífico y América Latina, y fue sustancialmente mayor en niños que en adolescentes y adultos. Diversos factores como la pobreza, el mal estado nutricional, la falta de vivienda, higiene inadecuada, acceso restringido a la atención médica, escaso cumplimiento del tratamiento y disminución de la educación sanitaria favorecen su desarrollo. Por otro lado, los casos en estos países están asociados con una morbilidad significativa debido a complicaciones e infecciones secundarias. Estas pueden incluir abscesos, linfadenopatía y glomerulonefritis posestreptocócica. Por el contrario, los brotes de sarna en países industrializados pueden ocurrir esporádicamente o como brotes institucionales en escuelas, hogares de ancianos, instalaciones de cuidados intensivos a largo plazo, hospitales, prisiones y áreas de hacinamiento (Gilson RL, 2021; Ibekwe PU, 2020; Romani L, 2015; Welch E, 2021).

    Los ácaros hembras adultas cavan túneles milimétricos dentro de las capas superficiales de la epidermis. Una vez que penetran en la piel, las hembras pueden producir entre 40 y 50 huevos durante un período de vida de 7 a 21 días. Tras aproximadamente 14 días las larvas eclosionadas alcanzan la edad adulta, provocando síntomas principalmente después de 2-5 semanas de latencia si se trata de la primera infestación. Después de una segunda infestación, los síntomas antes mencionados pueden ocurrir antes, después de 1 a 2 semanas debido a la memoria inmunitaria.

    Los sitios de predilección por los ácaros son los espacios interdigitales de manos y pies, la región axilar y periumbilical, el pene y la piel perianal, mientras que la cabeza y el cuello generalmente no se ven afectados (a excepción de lactantes y ancianos).

    Los ácaros hembras adultas cavan túneles milimétricos dentro de las capas superficiales de la epidermis. Una vez que penetran en la piel, las hembras pueden producir entre 40 y 50 huevos durante un período de vida de 7 a 21 días. Tras aproximadamente 14 días las larvas eclosionadas alcanzan la edad adulta, provocando síntomas principalmente después de 2-5 semanas de latencia si se trata de la primera infestación. Después de una segunda infestación, los síntomas antes mencionados pueden ocurrir antes, después de 1 a 2 semanas debido a la memoria inmunitaria.

    Los sitios de predilección por los ácaros son los espacios interdigitales de manos y pies, la región axilar y periumbilical, el pene y la piel perianal, mientras que la cabeza y el cuello generalmente no se ven afectados (a excepción de lactantes y ancianos) (Ibekwe PU, 2020; Gilson RL, 2021; Ständer S, 2021).

    Figuras 1 y 2
    Ambas imágenes se han conseguido mediante el raspado de la zona del surco y posterior observación al microscopio del material obtenido con KOH. A la izquierda visualización de cuatro huevos y a la derecha ácaro adulto con huevos en su interior.

    ¿Cuáles son los factores de riesgo?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se manifiesta?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se diagnostica?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se trata?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Bibliografía

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Más en la red

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Autoras

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Conflicto de intereses
    Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.

    Escabiosis

    Fecha de revisión: 04/10/2021
    • Guía
    Índice de contenidos

    ¿De qué hablamos?


    La sarna o escabiosis, es una infestación cutánea causada por el artrópodo Sarcoptes scabiei, variedad hominis. En 2017 fue reconocida por la Organización Mundial de la Salud como una enfermedad de importancia pública y, en consecuencia, se agregó a la lista de enfermedades tropicales desatendidas. Los individuos infectados requieren identificación y tratamiento inmediato porque un diagnóstico erróneo puede provocar brotes, morbilidad y una mayor carga económica (Ibekwe PU, 2020; Gilson RL, 2021; Welch E, 2021).

    La sarna se presenta en todo el mundo y es una afección cutánea común. Aunque su prevalencia es incierta, esta oscila entre 0,2% y 71,4%, siendo superior al 10% en todas la regiones salvo en Europa y Oriente Medio. En general, la prevalencia de sarna fue más alta en las regiones del Pacífico y América Latina, y fue sustancialmente mayor en niños que en adolescentes y adultos. Diversos factores como la pobreza, el mal estado nutricional, la falta de vivienda, higiene inadecuada, acceso restringido a la atención médica, escaso cumplimiento del tratamiento y disminución de la educación sanitaria favorecen su desarrollo. Por otro lado, los casos en estos países están asociados con una morbilidad significativa debido a complicaciones e infecciones secundarias. Estas pueden incluir abscesos, linfadenopatía y glomerulonefritis posestreptocócica. Por el contrario, los brotes de sarna en países industrializados pueden ocurrir esporádicamente o como brotes institucionales en escuelas, hogares de ancianos, instalaciones de cuidados intensivos a largo plazo, hospitales, prisiones y áreas de hacinamiento (Gilson RL, 2021; Ibekwe PU, 2020; Romani L, 2015; Welch E, 2021).

    Los ácaros hembras adultas cavan túneles milimétricos dentro de las capas superficiales de la epidermis. Una vez que penetran en la piel, las hembras pueden producir entre 40 y 50 huevos durante un período de vida de 7 a 21 días. Tras aproximadamente 14 días las larvas eclosionadas alcanzan la edad adulta, provocando síntomas principalmente después de 2-5 semanas de latencia si se trata de la primera infestación. Después de una segunda infestación, los síntomas antes mencionados pueden ocurrir antes, después de 1 a 2 semanas debido a la memoria inmunitaria.

    Los sitios de predilección por los ácaros son los espacios interdigitales de manos y pies, la región axilar y periumbilical, el pene y la piel perianal, mientras que la cabeza y el cuello generalmente no se ven afectados (a excepción de lactantes y ancianos).

    Los ácaros hembras adultas cavan túneles milimétricos dentro de las capas superficiales de la epidermis. Una vez que penetran en la piel, las hembras pueden producir entre 40 y 50 huevos durante un período de vida de 7 a 21 días. Tras aproximadamente 14 días las larvas eclosionadas alcanzan la edad adulta, provocando síntomas principalmente después de 2-5 semanas de latencia si se trata de la primera infestación. Después de una segunda infestación, los síntomas antes mencionados pueden ocurrir antes, después de 1 a 2 semanas debido a la memoria inmunitaria.

    Los sitios de predilección por los ácaros son los espacios interdigitales de manos y pies, la región axilar y periumbilical, el pene y la piel perianal, mientras que la cabeza y el cuello generalmente no se ven afectados (a excepción de lactantes y ancianos) (Ibekwe PU, 2020; Gilson RL, 2021; Ständer S, 2021).

    Figuras 1 y 2
    Ambas imágenes se han conseguido mediante el raspado de la zona del surco y posterior observación al microscopio del material obtenido con KOH. A la izquierda visualización de cuatro huevos y a la derecha ácaro adulto con huevos en su interior.

    ¿Cuáles son los factores de riesgo?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se manifiesta?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se diagnostica?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se trata?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Bibliografía

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Más en la red

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Autoras

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Conflicto de intereses
    Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.

    Escabiosis

    Fecha de revisión: 04/10/2021

    ¿De qué hablamos?


    La sarna o escabiosis, es una infestación cutánea causada por el artrópodo Sarcoptes scabiei, variedad hominis. En 2017 fue reconocida por la Organización Mundial de la Salud como una enfermedad de importancia pública y, en consecuencia, se agregó a la lista de enfermedades tropicales desatendidas. Los individuos infectados requieren identificación y tratamiento inmediato porque un diagnóstico erróneo puede provocar brotes, morbilidad y una mayor carga económica (Ibekwe PU, 2020; Gilson RL, 2021; Welch E, 2021).

    La sarna se presenta en todo el mundo y es una afección cutánea común. Aunque su prevalencia es incierta, esta oscila entre 0,2% y 71,4%, siendo superior al 10% en todas la regiones salvo en Europa y Oriente Medio. En general, la prevalencia de sarna fue más alta en las regiones del Pacífico y América Latina, y fue sustancialmente mayor en niños que en adolescentes y adultos. Diversos factores como la pobreza, el mal estado nutricional, la falta de vivienda, higiene inadecuada, acceso restringido a la atención médica, escaso cumplimiento del tratamiento y disminución de la educación sanitaria favorecen su desarrollo. Por otro lado, los casos en estos países están asociados con una morbilidad significativa debido a complicaciones e infecciones secundarias. Estas pueden incluir abscesos, linfadenopatía y glomerulonefritis posestreptocócica. Por el contrario, los brotes de sarna en países industrializados pueden ocurrir esporádicamente o como brotes institucionales en escuelas, hogares de ancianos, instalaciones de cuidados intensivos a largo plazo, hospitales, prisiones y áreas de hacinamiento (Gilson RL, 2021; Ibekwe PU, 2020; Romani L, 2015; Welch E, 2021).

    Los ácaros hembras adultas cavan túneles milimétricos dentro de las capas superficiales de la epidermis. Una vez que penetran en la piel, las hembras pueden producir entre 40 y 50 huevos durante un período de vida de 7 a 21 días. Tras aproximadamente 14 días las larvas eclosionadas alcanzan la edad adulta, provocando síntomas principalmente después de 2-5 semanas de latencia si se trata de la primera infestación. Después de una segunda infestación, los síntomas antes mencionados pueden ocurrir antes, después de 1 a 2 semanas debido a la memoria inmunitaria.

    Los sitios de predilección por los ácaros son los espacios interdigitales de manos y pies, la región axilar y periumbilical, el pene y la piel perianal, mientras que la cabeza y el cuello generalmente no se ven afectados (a excepción de lactantes y ancianos).

    Los ácaros hembras adultas cavan túneles milimétricos dentro de las capas superficiales de la epidermis. Una vez que penetran en la piel, las hembras pueden producir entre 40 y 50 huevos durante un período de vida de 7 a 21 días. Tras aproximadamente 14 días las larvas eclosionadas alcanzan la edad adulta, provocando síntomas principalmente después de 2-5 semanas de latencia si se trata de la primera infestación. Después de una segunda infestación, los síntomas antes mencionados pueden ocurrir antes, después de 1 a 2 semanas debido a la memoria inmunitaria.

    Los sitios de predilección por los ácaros son los espacios interdigitales de manos y pies, la región axilar y periumbilical, el pene y la piel perianal, mientras que la cabeza y el cuello generalmente no se ven afectados (a excepción de lactantes y ancianos) (Ibekwe PU, 2020; Gilson RL, 2021; Ständer S, 2021).

    Figuras 1 y 2
    Ambas imágenes se han conseguido mediante el raspado de la zona del surco y posterior observación al microscopio del material obtenido con KOH. A la izquierda visualización de cuatro huevos y a la derecha ácaro adulto con huevos en su interior.

    ¿Cuáles son los factores de riesgo?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se manifiesta?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se diagnostica?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    ¿Cómo se trata?

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Bibliografía

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Más en la red

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Autoras

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Conflicto de intereses
    Los autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.
    © Descargado el 09/08/2022 2:45:54 Para uso personal exclusivamente. No se permiten otros usos sin autorización. Copyright © . Elsevier Inc. Todos los derechos reservados.

    Para ver el texto completo debe de estar suscrito a Fisterra

    Estas son sus opciones

    ¿Necesita ayuda o más información? Llame al 932 415 960

    ¿Ya está registrado?

    Inicie sesión con su cuenta personal